Esta chica cometió un ligero descuido el otro día cuando iba de camino al instituto, se quedó dormida y por lo tanto no bajó en su parada y siguió la marcha con el conductor del bus, el cual era un pervertido que cuando la vio en el asiento de atrás no dudó en forzarla y follársela en un sitio escondido.

⇓ Descargar Vídeo HD